Blogia
LA VERDADERA HISTORIA

JUSTICIA PERSONAL, EN DONDE ESTAN LOS CONDONES?

JUSTICIA PERSONAL, EN DONDE ESTAN LOS CONDONES? Que endemoniadamente cabrona razón, nos insita a ser idiotas justicieros, si, es decir, si alguien me hace una mala cara, en mi concepción de justicia es un pendejo, que no merece que lo voltee a ver, y se la aplico, cuando el pendejo me llega a sonreír, frunzo el seño y no lo pelo, si necesita mi ayuda me hago pendeja y ni loca se la doy, si alguien nos pinta el cuerno en mi concepción de justicia, se lo pinto yo también, claro¡, como me va a joder si yo estoy al pie del cañón poniendo todo de mi parte para que las cositas de la vida salgan mejor, no, no, no, creo, que nos apresuramos demasiado al aplicar la justicia personal, bueno al menos en mi caso, díganme que pendeja mujer, al enterarse que su galán (y digo galán por que no hemos llegado, ni creo que lleguemos al grado de noviazgo, (menos con lo que hice ayer), las reglas se pintaron muy bien, nada serio, tu podéis hacer lo que os plazca pero, yo tengo los mismo derechos que tu, es decir, si tu te embriagas y yo quiero, lo puedo hacer, si tu te vas sin avisar y yo quiero, lo puedo hacer, ok?) Si claro, pero ayer que descubrí que este cabrón, no pudo salir conmigo porque no tenia permiso, y a las dos de la mañana descubro que estaba con una amiguita “cenando” (muchas veces la cena es el prefacio de lo que uno se comerá después, o no?); Ustedes entenderán, (y en ese Ustedes pretendo el entendimiento de hombres y mujeres, aunque que las segundas sabrán con certeza de que estoy hablando, porque al fin de cuentas la mayoría de los hombres nunca han experimentado el engaño, o muchos no se han dado cuenta, porque las mujeres, déjenme decirles en ese campo somos mas chingonas para fingir –si, incluso orgasmos- para aparentar que no matamos una mosca, aunque traigamos el matamoscas en la mano), pues como decía el susodicho estaba “cenado” y fue entonces cuando la pendeja ira justiciera me ataco, y pensé ahhhhhhhh No, este cabron no me va a hacer pendeja (sin que yo también haga lo propio), después de llorar como loca desenfrenada, tirada en la cama, bañándome a las 2 de la mañana para intentar bajar el coraje, se me ocurrió la idea de llamar a un “amigo”, si, de esos amigos que una tiene cuando esta soltera y que jamás (se supone) debe ver cuando anda con alguien, digamos que en serio, lo llame, llego cual rayo veloz por mi (cabe mencionar que el “amigo” con anterioridad al hecho, había estado insistiendo en que saliéramos, claro, yo toda puritana le decía que no, que no era correcto y que jamás seria posible mientras tuviera un compromiso (si como no, estúpida, estúpida, estúpida), y siguió insistiendo y yo contestando quizás, quizás, obvio sin decir, cuando), en fin, después de que llego como dije antes, cual rayo Veloz, me subí al auto, e iniciamos el trayecto, (bueno él es un hombre un poco mayor que yo, solo por años, yo de 25 y el de 27, pero aun así, sigue viviendo con su madre), pregunte cuál seria nuestro punto de llegada y me contesto que su casa (acto seguido, pensé en que estaría solo, mal hecho, no debo adelantarme a los hechos y debo esperar las respuestas menos lógicas) entonces supe que no estaba solo, su madre dormía ya, me preocupe, sin embargo su seguridad me tranquilizo (y en él ultimo de los casos, de ser sorprendidos, a mí que?, Yo no vivo en esa casa, y la madre jamás volvería a verme) llegamos, elegimos la habitación perfecta para el amor y comenzamos, déjeme decirles que el tipo tiene un cuerpo de sueño y arma suficiente como para dejar encantada a cualquier mujer, uff q? Ah si, los preservativos, yo estaba preparada, en mi bolso había, y de sabor plátano (ahora no se como explicare a mi galán, la ausencia de los preservativos que él me dio para que los usáramos juntos la próxima ves, y es que lo de menos seria comprarlos en cualquier farmacia, pero no tienen idea de la pena que me da, pensé en decirle que alguien los tomo y no supe en que momento, pero, es algo idiota, pensé también decirle, que por descuido se cayeron de mi bolso, no, como extravías un paquete de condones sabor plátano? En fin aun no decido que historia inventar, porque ni siquiera tengo opciones), bueno comencé a pensar en el pretexto que daría por la ausencia de condones hasta el fin de acto consumado, peroooooooo… en el acto, solo pensaba en él, en mi galán, tenia su nombre en la punta de la lengua (bueno, en la punta de la lengua no era lo único que tenia en ese momento) pero si entienden a lo que me refiero, juro que NUNCA me había pasado algo parecido, fue extrañamente doloroso, me di cuenta que eso no era justicia personal, si no, más bien que era yo una pendeja por enésima vez, descubrí, si claro, aunque se escuche trillado, que el sexo con amor sabe mejor, que con mi galán, me sabe a gloria, y que ahora hay una mancha en nuestro historial, y jamás la podré borrar, lo peor de todo, es que al final, seguía doliendo el saber que andaba con otra tipa, que yo me había acostado con alguien que en otro momento me hizo sentir tan bien, pero que justo ahora no fue suficiente como para poder dejar de pensar en mi galán, al final seguía doliendo y estaba otra vez sola en mi hogar, sin un brazo que me apoyara, ¿qué si he visto al galán? No, para esta hora, solo recibí una llamada telefónica en la que me pregunto ¿qué hiciste ayer? Y una ves mas, con mi estúpida justicia personal que se activa automáticamente por el coraje y el dolor que tengo, trate de dejarle ver, que, ayer por la noche, mientras el cenaba, yo no estaba precisamente a dieta, pero creo que no lo entendió, me parece mas bien que su cabeza esta mucho mas preocupada, en como decirme que las cosas ya no van, que en enterarse que yo, ya me fui.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres